Sunday, February 15, 2015

Trastornos de la personalidad: el perfeccionismo


¿Crees que si te equivocas es porque no vales? 

¿Crees que no debes bajo ningún concepto fracasar, que siempre has de encontrar la mejor solución? 


¿Demoras la toma de decisiones porque quieres tomar la decisión óptima?

¿No serás un poquito perfeccionista?

Veamos:

1º.- Pierdes demasiado tiempo mejorando lo inmejorable.

2º.- Insistes de forma irracional en que los demás hagan todo como tú quieres.

3º.- Eres un devoto del trabajo, híper-responsable, un obseso de la productividad. Lo que no te impide, a menudo, dar demasiadas vueltas, perder mucho tiempo antes de terminar una tarea precisamente buscando la perfección?

4º.- Te contraría cometer algún fallo por pequeño que sea. Eres muy crítico contigo mismo.

5º.- No te gustan los cambios de última hora, los imprevistos. Te gusta tenerlo todo bien planificado.

6º.- Te sorprendes a ti mismo realizando pequeños rituales: lavarse las manos continuamente, orden extremo, comprobar una y otra vez que estén bien cerradas las puertas, demasiado apego a algunos objetos, manías?

¿Lo eres? ¿Eres perfeccionista?

Seguramente tú mismo alguna vez te has sentido un poco esclavo de ese afán perfeccionistapero no eres capaz de liberarte. Es casi como una adicción.

Pero eso no es lo peor: si te aguantas a ti mismo, allá tú? 

Lo malo es si el miedo a decepcionar a los demás te lleva a eludir la toma de decisiones, o a empezar proyectos que temes no poder llevar a buen término porque para ti el único buen término posible es el sobresaliente.

¿Qué hacer?

Quizá deberías afrontar pequeños retos para los que no estés totalmente capacitado. 

Por ejemplo, si eres un desastre para los deportes de equipo, para el baile, si cantas fatal?

PRIMERO:



¿Por qué no te permites hacer un poco el ridículo? 

Aprende a reírte de tus imperfecciones, sé más natural, suéltate la melena.

Los demás también dejarán de verte como alguien infalible, y eso aligerará la presión que tú mismo te echas encima al creer que siempre tienes que darlo todo para no echar a perder las expectativas que los demás tienen sobre ti.

SEGUNDO:



Aprende a relajarte.



Deja de pensar que todo tiene un fin concreto y que por ello hay que resolverlo de la mejor manera posible.

Aprende a perder el tiempo en cosas poco importantes y... ¡  disfruta !



Fuente: http://salud.facilisimo.com/blogs/psicologia/trastornos-de-la-personalidad-el-perfeccionismo_1333815.html

No comments :

Post a Comment