Wednesday, August 6, 2014

Consejos para conservar y preparar adecuadamente los alimentos


La preparación y conservación de los alimentos son importantes para mantener una buena salud, especialmente para los enfermos renales y sobre todo para los trasplantados que, debido a la inmunosupresión, tienen las defensas debilitadas. 

Por eso, debemos extremar al máximo la higiene en la preparación de las comidas y así evitaremos otras patologías y complicaciones en la enfermedad renal.
Tienes que tener muy presentes estos consejos:
  1. Hay que planificar la compra - Debes comprar aquellos alimentos que sepas que vas a consumir en un breve periodo de tiempo. Si la cantidad comprada es mayor, fraccionas el alimento y congelas las porciones que no vas a consumir inmediatamente.
  2. Comprobar que la nevera funciona correctamente- Tienes que asegurarte que los compartimentos de la nevera y del congelador están a los niveles de frío adecuados.
  3. Seguir la regla de las dos horas - Guarda los alimentos frescos en la nevera antes de dos horas de haberlos comprados. Una vez cocinados, no los dejes fuera de la nevera más de dos horas. Los guardas en recipientes tapados o los congelas.
  4. Cocinar bien los alimentos- Sobre todo la carne y el pollo. También es conveniente cocinar bien el pescado a una temperatura de 60º y si se va a consumir crudo o semi crudo (marinado, salazón, ahumado...) congelarlo al menos 48 horas a -20º y asegurarse que el pescado se ha procesado correctamente cuando se consume fuera de casa. Las tortillas han de quedar bien cuajadas.
  5. Respetar las fechas de caducidad de los alimentos- Debes tener especial atención a aquellos alimentos que una vez abiertos se han de conservar en la nevera. No consumas nada que no estés seguro de que se encuentra en buen estado.
  6. Cuidado con algunos alimentos crudos- Los enfermos renales debemos tener cuidado con comer carne, pescado y marisco crudos o salsa con huevo crudos si no tenemos las garantías necesarias.
  7. Descongelar bien los alimentos- Descongela los alimentos dejándolo la noche anterior en el interior de la nevera, o bien en el microondas antes de prepararlos. Procura no hacerlo a temperatura ambiente.
  8. Lavar bien frutas y hortalizas frescas- Si vas a comer estos productos en crudo lávalos bien bajo el chorro del agua y si es necesario, para una mejor limpieza, dejálos un rato en remojo con un chorro de vinagre.
  9. Lavarse bien las manos- Lávate las manos antes de comenzar a preparar la comida y cada vez que tosas, estornudes, vayas al lavabo o toques el cubo de la basura.
  10. Separar los alimentos- Es muy importante no juntar en la nevera los alimentos crudos y los cocinados sin estar debidamente empaquetados o con su correspondiente envase. Y si usas una tabla para cortar los alimentos, lávala bien siempre, pero sobre todo después de haberla utilizado para cortar carne o pescado crudo.
 

Ana Hidalgo




No comments :

Post a Comment